En esta época de vacaciones de verano, es necesario recordarles a los conductores y sus copilotos algunos consejos antes de salir a la ruta, para que las vacaciones sean realmente un momento de descanso. Antes que nada es importante recordar toda la documentación y los elementos que son necesarios para emprender un viaje largo en auto, y evitar posibles complicaciones y disfrutar de un viaje seguro.

Los documentos obligatorios son, el DNI y licencia de conducir de quien maneja, cédula verde vigente o la cédula azul (en caso de que la verde esté vencida o no sea uno el titular del vehículo). También se debe llevar el comprobante de pago de la patente, la oblea y el certificado de la Revisión Técnica Vehicular (VTV), grabado de autopartes y cristales, y la póliza de seguro obligatorio vigente (ya no hacen falta los recibos de pago que pueden acreditarse con comprobantes digitales). En caso de viajar a Uruguay, Brasil o Paraguay, también se debe portar el certificado Mercosur.

Los elementos reglamentarios: El auto debe tener las patentes visibles y colocadas de manera correcta. Es obligatorio el matafuego cargado y llevar balizas portátiles. También hay elementos que no son obligatorios, pero se recomienda tener a bordo siempre. Un botiquín de primeros auxilios, un chaleco de seguridad y criquet con herramientas para cambiar neumáticos.

En caso de sufrir algún imprevisto mecánico y necesitar auxilio es importante tener a mano los datos de contacto del mismo (números de teléfono, SMS u otras herramientas digitales, como las aplicaciones móviles). Y recomiendan también contar con los datos del productor y de la compañía aseguradora o tener instalada su aplicación Mobile, en caso de que ocurra un siniestro y se necesite gestionar la denuncia rápidamente. Por último, también es importante recordar que siempre se deben tener las luces bajas del auto encendidas y todos los ocupantes del vehículo deben llevar puesto el cinturón de seguridad.